lunes , julio 15 2024

Ascensores en época del Coliseo Romano

En la antigua Roma, el Coliseo no solo se erigía como una maravilla arquitectónica y símbolo del poder del Imperio, sino también como un testimonio de la avanzada ingeniería romana. Entre los elementos más fascinantes de esta estructura monumental, destacan los sistemas de elevación, o ascensores, que utilizaban los romanos para transportar tanto a gladiadores como a animales salvajes desde los subterráneos del anfiteatro hasta la arena principal.

Los ascensores del Coliseo, conocidos como «capreoli» o «pegmata«, funcionaban mediante un ingenioso sistema de poleas y contrapesos. Estos mecanismos eran accionados por la fuerza humana, concretamente por esclavos, quienes operaban los cabrestantes y manivelas necesarias para elevar las plataformas. Estas plataformas, robustas y diseñadas para soportar grandes cargas, permitían la aparición súbita de hombres y bestias en la arena, creando momentos de suspense y espectáculo para el público.

Los historiadores y arqueólogos han descubierto que estos sistemas de elevación estaban ubicados en el subsuelo del Coliseo, en una compleja red de túneles y cámaras conocida como el «hipogeo». El hipogeo, compuesto por dos niveles de pasadizos, albergaba no solo los ascensores, sino también jaulas para los animales y habitaciones para los gladiadores. Este laberinto subterráneo permitía que los eventos en la arena se desarrollaran con una precisión casi coreográfica, sorprendiendo y deleitando a los espectadores.

La precisión y eficacia de estos ascensores eran cruciales para el éxito de los espectáculos. Cada ascensor podía elevar rápidamente una plataforma desde el hipogeo hasta la superficie, sincronizándose con el desarrollo de las luchas y exhibiciones. La ingeniería romana había alcanzado un nivel tal que estos mecanismos podían soportar el peso de animales como leones y elefantes, demostrando una capacidad de carga impresionante para la época.

El uso de estos ascensores no solo refleja la destreza técnica de los romanos, sino también su entendimiento del teatro y el espectáculo. Los juegos y combates en el Coliseo eran eventos meticulosamente orquestados, diseñados para mantener la atención y el asombro del público. La aparición repentina de gladiadores y animales desde el suelo aumentaba el dramatismo y la emoción, elementos esenciales en la cultura del entretenimiento romana.

En suma, los ascensores del Coliseo son una prueba palpable de la habilidad ingenieril y la pasión por el espectáculo de la antigua Roma. Estas innovaciones tecnológicas no solo facilitaban los combates y presentaciones, sino que también enriquecían la experiencia visual y emocional de los asistentes. A través de estos sistemas de elevación, los romanos transformaron el Coliseo en un escenario dinámico y sorprendente, dejando un legado perdurable en la historia de la arquitectura y la ingeniería.

Acerca de José Luis Gutiérrez

José Luis Gutiérrez es Prevencionista de Riesgos, experto en Comunicaciones Digitales y Redes Sociales. Su trayectoria está fuertemente asociada a la gestión de medios de comunicación multiformato como editor de contenidos, copywriting, producción audiovisual y podcast.

Ver También

Los Ascensores – Funiculares de Valparaiso (precariedad patrimonial)

Contenidos1 Nuestra precaria conciencia patrimonial2 Fuentes referenciales Nuestra precaria conciencia patrimonial Hemos acuñado el término …